Familiares y amigos del querido artista depidieron a sus restos con cantos.

En la tarde de ayer, pasadas las 17.30 dio inicio el cortejo fúnebre del querido Carlitos Martínez. Desde la sala velatoria de la Av Belgrano la caravana se dirigió hasta el barrio Villa Cubas, deteniéndose unos momentos en el tradicional rancho “La Catamarqueña”. Luego partieron al Cementerio Municipal “Fray Mamerto Esquiú” donde se ofició una misa de cuerpo presente. Acompañados de cantos, lágrimas, rostros conmovidos, sus restos fueron depositados en un mausoleo de su familia.

Entre los presentes, familiares, amigos e importantes figuras de la música interpretaron “Cantale chango a mi tierra” y ofrecieron palabras de despedida y gratos recuerdos acerca de su persona.

 WHATSAPP FMA102