Un posible caso de Gripe A obligó a suspender el juicio

Daniela Milhein, una de las acusadas, debe hacer reposo absoluto

“¿Por qué no abren las ventanas?”, preguntó la secretaria Norma Díaz Volachec, apenas terminó de informar que Daniela Natalia Milhein, una de las acusadas por la desaparición de María de los Ángeles “Marita” Verón, podría estar enferma de gripe A.

El informe de los médicos del servicio de emergencia obligó a los jueces Alberto Piedrabuena, Emilio Herrera Molina y Eduardo Romero Lascano, a suspender las audiencias hasta el martes a las 9.

Visiblemente enferma, Milhein llegó ayer al Palacio de Justicia y se refugió en la sala de testigos. La fiebre que la aquejaba motivó que se solicitara la presencia del servicio de emergencias. Cuando se desarrollaba la audiencia de debate, la secretaria informó el diagnóstico médico. “La recomendación es que se retire para realizar un reposo, porque aparentemente tendría gripe A”, dijo Díaz Volachec.

La sugerencia de los médicos fue que nadie se acerque a la enferma, y menos en un lugar cerrado. Los abogados se apuraron en cumplir el pedido de la secretaria, y abrieron las ventanas para ventilar la sala de juicio.

Cuando los médicos le preguntaron a Milhein sobre los síntomas que tenía, la imputada les comentó que en su familia había un caso reciente de gripe A. Luego, entregaron al tribunal un certificado por escrito.

“Sugieren interconsulta con neumonología, tratamiento y reposo absoluto por cinco días. También que se retire con carácter urgente. Ya le han puesto un barbijo”, informó Díaz Volachec.

Luego de una corta deliberación, los jueces suspendieron la audiencia. “Dadas las circunstancias emergentes vamos a pasar al martes. Daremos intervención al cuerpo médico forense para las constataciones necesarias”, comunicó Piedrabuena. Milhein, en tanto, se retiró llorando, acompañada por un familiar.

 

LaGaceta

 WHATSAPP FMA102
Compartir