Los milagros no existen, hay que gestionar. Dijo el ministro de Producción

Angel Mercado

El ministro de Producción de la Provincia, Ángel Mercado, destacó que si bien este año el gobierno ha podido intervenir en el precio de la uva cereza para mosto en Tinogasta y mejorar el curso de la producción, que en la presente cosecha fue en caída, “se necesitará tiempo, estrategia, esfuerzo y compromiso de todos los que integran el sector para poder seguir mejorando. Los milagros no existen”.
La producción vitícola en Tinogasta cayó este año y no alcanza los siete millones de kilos de uva. En ese marco, Mercado reconoció la baja que tuvo la producción y explicó que se deben encontrar las herramientas para lograr planificar un futuro que permanezca más allá de los gobiernos.
“Por lo pronto hay productores que este año cobraron 1,30 por kilo de uva a diez días y el año pasado no lo habían cobrado”, añadió.
Además, anticipó que la gobernadora, Lucía Corpacci, realizará algunos anuncios para el sector productivo el Día del Trabajador. “Ni yo, ni cualquier ministro o gobierno podemos cambiar una realidad que se viene viendo desde hace muchos años, pero sí debemos empezar a gestionar”, expresó.
Al respecto, recordó que cuando él vivía en Tinogasta “se producían 50 millones de kilos de uva, ahora no se llega a los 10 millones. Entonces estamos hablando de una producción que se achicó a un quinto de lo que era hace veinte años. Nos va a llevar mucho tiempo cambiar, pero también va a tener que cambiar la estructura productiva y la mentalidad del productor, porque tenemos que empezar a ver qué es lo que demanda el mercado, qué es lo que tiene mejor precio y empezar a producir lo que resulte mejor negocio”, remarcó.
“Este año lo que nos hemos propuesto es frenar la caída de la producción y apuntalar, desde donde es posible hacerlo, con una empresa local y sin riesgo para la Hacienda Pública, y no porque tengamos miedo de perder dinero en la producción, sino porque está diseñado el mecanismo de tal manera que el dinero se recupera. Lo que va a quedar en esta cosecha es que el productor sabrá que producir cereza para mosto vale la pena, y en ese sentido valdrá la pena regar, podar, mantener los viñedos limpios. Esto nos permitirá tener mayor volumen de producción, sin eso no podemos pensar en industrializaciones”, dijo el ministro.
Según se conoció, la Cámara de Bodegueros de Tinogasta pedirá en los próximos días una reunión con el ministro. Si bien aún no se definió la fecha en que elevarán el pedido de audiencia, se supo que la intención de los productores de la zona es analizar la caída que la producción vitícola viene soportando en los últimos años.

Este acto fue transmitido en vivo y en  directo por FM Acuario.

 WHATSAPP FMA102
Compartir