Si estás a dieta, mucho ojo. En los últimos tiempos han proliferado las fórmulas para peder peso en la que los antioxidantes tienen un peso esencial. La idea de que estos componentes pueden ayudar al metabolismo y a combatir enfermedades graves está cada vez más extendida.

Sin embargo, un estudio de la Universidad de Gotenburgo finiquita esta percepción. Los resultados de la investigación concluyen que los antioxidantes aceleran la progresión del cáncer de pulmón en ratones y en líneas de células humanas.

Los investigadores experimentaron con cantidades de vitamina E, uno de los compuestos que forma parte de los suplementos más vendidos en las tiendas, equivalentes a las consumidas habitualmente por una persona. Los ratones aquejados por cáncer que recibieron estos suplementos fallecieron dos veces más rápido que aquellos que no lo consumieron. La conclusión del estudio es que aquellas personas con pequeños tumores no deben aumentar sus dosis de antioxidantes.

La vítamina E es uno de los antioxidantes más usados en los suplementos. De manera natural aparece en frutos secos, aceite vegetal o grano integral. Por su parte, la vitamina A es otro de los compuestos con esta cualidad. Está presenten en zanahorias, patatas, melón, melocotones y tomates, entre otros alimentos.

La vitamina C también es un poderoso antioxidante. Es muy popular por su presencia en los cítricos, pimientos morrones, vegetales y fresas.

 WHATSAPP FMA102