selfies

Las cámaras frontales de los teléfonos móviles y tabletas suelen tener prestaciones modestas para optimizar las videollamadas de programas como Skype y Facetime. Sin embargo, nada impide que los usuarios las utilicen para tomarse una autofoto, y eso impulsó a varios fabricantes a fabricar modelos con sensores más potentes.

Para atender esta demanda, Sony, uno de los principales proveedores de sensores para cámaras digitales de dispositivos móviles, acaba de anunciar una inversión de 345 millones de dólares para incrementar la producción de estos componentes, según un reporte de la agencia Reuters.

A su vez, la compañía japonesa planea aumentar sus prestaciones ante el creciente uso de las selfies de la mano de los teléfonos móviles y tabletas.

Parte de esta tendencia se pudo ver en el modelo Ascend P7 de Huawei, que está equipado con una cámara frontal de 8 MP. Por su parte, Sony lanzó su propio modelo, el Xperia C3, con un lente gran angular de 5 MP con flash incorporado en la parte frontal.

 WHATSAPP FMA102