Nueva química para controlar la calidad en productos fluorados

productos fluorados

Las empresas introducen la calidad en sus procesos y productos para mejorar su competitividad. El aseguramiento de este parámetro se lleva a cabo, normalmente, por procedimientos de control de calidad.

Ahora, una investigación de la Universidad del País Vasco (UPV/EHU) ha empleado la química analítica como herramienta para dar solución a diferentes problemas expuestos por laboratorios industriales y oficiales, mejorando los métodos utilizados hasta ahora en este ámbito.

Se crean metodologías para determinar impurezas aniónicas en productos fluorados.

“El problema planteado por los laboratorios industriales especializados en análisis de productos fluorados está relacionado con la determinación de las impurezas aniónicas utilizando métodos químicos tradicionales. Dichos métodos son largos y tediosos, y además, soportan ciertas interferencias”, comenta Nerea Ayarza, investigadora del grupo FARMARTEM, del Departamento de Química Analítica de la UPV/EHU y coautora de un estudio que publica la revista Analytical Letters.

Un grupo colabora con una empresa de fabricación de productos fluorados, desarrollando metodologías alternativas para la determinación de las impurezas aniónicas en sus productos. Dejando a un lado los métodos químicos tradicionales, el equipo aplica técnicas instrumentales mucho más rápidas, más automatizadas y que requieren una menor manipulación por parte del operario: la electroforesis capilar de iones y la cromatografía iónica.

“La ventaja de la electroforesis capilar es que el volumen de muestra necesario es mínimo”, añade Ayarza. Sin embargo, “aunque creíamos que dicha técnica podría dar resultados, no ha sido así”, señala. “La cromatografía iónica, en cambio, ha dado muy buenos resultados –afirma Ayarza– y hoy en día la metodología desarrollada con esta técnica se emplea para el control de calidad de las impurezas aniónicas en productos fluorados cuando así lo solicitan  los clientes”. 

Laboratorios oficiales

Por otra parte, el equipo ha analizado aniones y pesticidas presentes en el  agua en varios laboratorios oficiales de España y Holanda. En ambos casos, se ha utilizado la técnica de la cromatografía iónica. “Gracias al empleo de dicha técnica, hemos ayudado a un laboratorio oficial español de análisis de aguas a acreditarse con la ISO 17.025”, explica Nerea Ayarza.

Se contrastan, a tal fin, todos los resultados del laboratorio con los obtenidos por dicha técnica. La Agencia de Protección del Medio Ambiente de Estados Unidos (EPA, Environmental Protection Agency) ha establecido esta técnica como oficial para el análisis de aniones presentes en el agua.

Hasta ahora, el análisis de pesticidas requería un largo proceso, pero, “gracias a la cromatografía iónica acoplada a la espectrometría de masas, hemos alcanzado los niveles que exige la legislación europea, de una forma rápida y sencilla”, subraya Ayarza. ”La cromatografía iónica se ha convertido, estas últimas décadas, en uno de los métodos más importantes para el análisis de trazas de aniones, técnica absolutamente imprescindible en el análisis de aguas y muestras medioambientales”.

“Es muy importante utilizar las técnicas que los laboratorios tienen a su alcance con la máxima eficacia, para seguir avanzando en la resolución de problemas planteados por empresas y laboratorios, ayudándoles a ser más competitivos”, concluye la investigadora.

 WHATSAPP FMA102
Compartir