El intendente Raúl Jalil y los representantes de la totalidad de los taxis y remises de la capital acordaron un incremento de sólo 10
centavos por ficha pero que se mantendrá el precio de la bajada de bandera a partir del 1 de septiembre.

El acuerdo, que se firmó el viernes por la noche, dice que la bajada de bandera quedará congelada en 4 pesos, como ocurre desde 2010 y no será aumentada. Y que se incrementará la ficha (cada 100 metros), la que pasará de 40 a 50 centavos, es decir un peso por kilómetro recorrido.

Ese será el único aumento desde septiembre del año pasado.

El incremento beneficia a los ciudadanos de la capital al frenar un posible aumento mayor, pero también a taxis y remises, a los que se otorgarán facilidades de pago de impuestos municipales y descuentos por pago en efectivo.

Además, el municipio se comprometió a realizar gestiones ante la Cámara de GNC en busca de rebajas en el precio del gas para los
automóviles, que consumen el 80% del gas natural comprimido que llega a Catamarca.

Es la primera vez que el aumento de los viajes se toma de común acuerdo. Hasta ahora, los taxis y remises sólo debían “comunicar” a la municipalidad el incremento que pretendían con cinco días anticipación. Inicialmente, el incremento reclamado de un peso más por la bajada de bandera –además de los 10 centavos por ficha-, lo que fue desestimado.

Los taxis y remises tendrán facilidades en el pago de sus impuestos anuales de renovación de licencia y uso del espacio público: podrán pagar hasta en 4 cuotas y tendrán un descuento del 30% en caso de pago en efectivo, de modo que tendrán bajas en sus costos desde 2013.

El acuerdo incluye la modificación de las ordenanzas sobre los vehículos de alquiler, las que serán reformadas tras consultas mutuas entre el municipio y los prestadores del servicio.

De la reunión del viernes en la municipalidad participaron el intendente Jalil, los secretarios de Gobierno Gustavo Saadi y de
Hacienda Y Desarrollo Económico Juan Cruz Miranda, el director de la policía municipal, Guillermo Matterson, y representantes del sector: Mario Barrientos, por la Asociación de Propietarios de Automóviles de Alquiler; Walter Brizuela, por la Cooperativa 12 de diciembre (taxis); Delfor Ponce y Julio Olivera, por la Asociación de Permisionarios de Remises de Catamarca; y varias empresas de taxis y remises, que constituyen la totalidad de los actores del sector.

 

ElEsquiu