La licitación 031/12 había quedado inicialmente desierta, pero ahora fue adjudicada a la constructora predilecta del Frente Cívico y Social por el Instituto Provincial de la Vivienda.

La empresa preferida del Frente Cívico y Social sigue cosechando obras en esta nueva gestión de gobierno. Benjamín Capdevila, la misma empresa que hizo la cárcel en Miraflores, el Predio Ferial, el estadio bicentenario, el Parque de los Niños, obras de pavimentación, entre muchas otras, ahora, en la gestión del kirchnerista  Octavio Gutiérrez de la Secretaría de la Vivienda, y Dante López Rodríguez en el IPV logró la adjudicación de 50 viviendas en el departamento Pomán.
La obra ya estaría contratada, y según trascendió en los próximos días se terminarían los detalles administrativos -Capdevila ya habría firmado- para dar inicio a la obra.
La semana pasada, LA UNION informó que una empresa del mismo grupo económico, a nombre de Verona Stefanoff, esposa de uno de los hijos de Capdevila (Guillermo), había sido beneficiada con un par de obras energéticas por parte del Ministerio de servicios Públicos que comanda Julio Molina.
El ex funcionario del FCyS, ahora en el esquema kirchnerista, entregó de manera directa obras energéticas por más de 20 millones de pesos en el marco de la emergencia de los servicios públicos que aprobó la Legislatura provincia a pedido del Ejecutivo.
Fuentes del propio gobierno, remarcaron que Molina, a pesar de la supuestamente nula experiencia en obras energéticas de Capdevila, habría tomado la desición de concedérselas a partir de fuertes lazos de amistad de años anteriores.
Ahora, el IPV dependiente de la Secretaría de Vivienda, y en el marco del Programa “Techo Digno”, que impulsa el gobierno nacional para la construcción de 12 mil viviendas en Catamarca, adjudicó la obra de Pomán -que inicialmente había quedado desierta (licitación 031/12)- a la constructora de Capdevila.

 

LaUnión