La jefa de Estado aseguró que están trabajando con desarrolladores privados, la Uocra y la Anses en un nuevo programa que les permitirá a los ahorristas invertir en bienes inmuebles que serán construidos en espacios estatales en desuso

“Estamos trabajando con desarrolladores, con la Uocra y con la Anses, que tiene una gran expertise, para poder lograr en inmuebles del Estado desarrollos privados que permitan, además de la obra pública, reforzar los instrumentos de ahorro”, adelantó la Presidente.

Si bien no dio detalles de cómo se instrumentará el nuevo plan de acceso a viviendas, la jefa de Estado aseguró que está pensado en aquellos que tienen excedente para ahorrar y necesitan instrumentos seguros en los cuales apostar. “Ya que quieren ahorrar, los vamos a ayudar para que lo hagan con instrumentos muchos más seguro que la plata”, detalló.

La mandataria recordó la “tradición de tanos y gallegos” que predomina en la Argentina, que hace ver a “los ladrillos” como la inversión “más segura”. “Y en este mundo tan volátil, yo también creo que los ladrillos son la inversión más segura y estamos dispuestos a ofrecer nuevos instrumentos de ahorro”, reiteró la jefa de Estado.

El anuncio de la Presidente formó parte de un acto en el que se anunció la licitación de nuevas represas en Santa Cruz. Durante su alocución, Cristina Kirchner recordó a los trabajadores que han muerto sin poder acceder a la vivienda propia y advirtió que quienes hoy “tienen un ladrillo es porque hay una país que les ha dado oportunidades económicas para adquirir sus viviendas”.

“Para esos argentinos, que cuando se abre un pozo en una buena zona ponen un cartel y venden todo antes de empezar, para esos argentinos que creen que por ahí es todo mérito propio, también los vamos a ayudar”, declaró  Cristina Kirchner.

Meses atrás el Gobierno lanzó el plan Procrear, destinado al acceso a la primera vivienda a través de créditos financiados por la Anses. Este nuevo programa estaría destinado a los contribuyentes que ya tienen propiedades y buscan alternativas de ahorro ante la imposibilidad de apostar al dólar como moneda de reserva.

 

Infobae