En el estadio Libertadores de América igualaron 0 a 0 en el partido de vuelta de la segunda fase. En la ida había empataron 3 a 3. El conjunto de Avellaneda jugará en la próxima ronda con el vencedor de Envigado y Liverpool

Boca no pudo con Independiente y se quedó afuera de la Copa Sudamericana. El conjunto de Falcioni no logró mover el marcador que se había dado en la Bombonera y por eso el “Rojo” ganó en el resultado global y pasó a los octavos de final.

El “xeneize” nunca pudo aprovechar el jugador de menos que tuvo Independiente durante todo el segundo tiempo, después de que Tuzzio se fuera expulsado al minuto de juego del complemento.  Acosta, Silva y Viatri, tridente que armó el DT en el segundo tiempo,  se movieron en el frente de ataque preocupando al conjunto de Avellaneda pero en pocas oportunidades pudieron dañar completamente a la defensa local.

En el primer tiempo los dos intentaron jugar con velocidad y salir rápido desde el fondo. Boca salió a presionar en el medio de la mano de Somoza y Ledesma, para poder tocar corto y jugar sobre la izquierda con Sánchez Miño. El “xeneize” trató de llegar al arco del “Rojo” por los costados con la ayuda de los delanteros que bancaron la presión de los defensores pero no lograron ser peligrosos.

Independiente jugó más por la izquierda con Morel Rodríguez. El equipo de Gallego, actual DT que no estuvo en el banco esta noche, buscó complicar al conjunto de La Ribera con centros cruzados y cambio de frentes a los volantes pero nunca pudo marcar una superioridad sobre su adversario.

Las posibilidades en los primeros minutos las tuvo el conjunto de Falcioni con dos arremetidas de Silva. Un pase atrás del uruguayo que fue cortado en el centro del área y que iba directo a los pies de Viatri, y un tiro desviado que se fue cerca del palo de Hilario Navarro. En los últimos minutos fue Independiente el que, con empuje y precisión, llegó al arco de Ustari con más frecuencia.

El partido se planteó de ida y vuelta, y fue muy dinámico. Ambos equipos buscaron imponer el juego en la noche de Copa pero ninguno logra herir la defensa rival para llegar al gol. El empate le terminó sirviendo a Independiente que mostró inteligencia para controlar el encuentro y aprovechar el resultado que había logrado en la Bombonera.

El segundo tiempo  había empezado con malas noticias para Independiente. Al minuto de juego Tuzzio se fue expulsado por  una patada a Lautaro Acosta, que había ingresado en el entretiempo por Chávez, y complicó el andar del “Rojo” en los últimos cuarenta y cinco. Pero con el pasar de los minutos el conjunto local pudo sacarle la pelota a Boca en los metros finales del ataque “xeneize” y se mantuvo firme en el fondo.

En el arranque Viatri lo tuvo de cabeza a los dos minutos y la pelota se fue por arriba del travesaño de Hilario. Después fue Silva el que cabeceó y la mandó muy cerca del palo del uno de Independiente. Boca fue el que tuvo más situaciones pero no pudo concretar el gol.

El equipo del “Emperador” empujó y fue contra el arco del “Rojo” que después de la expulsión se quedó y apenas intentó jugar con el error del equipo de Falcioni. Aún así mantuvo el resultado y se clasificó a los octavos de final de la Copa Sudamericana. Gallego lo miró desde afuera pero estuvo presente en la táctica y la estrategia que le permitió a Independiente seguir en el camino a la Copa.