Sorpresa causó en Andalgalá la noticia de que el intendente, Alejandro Páez, solicitó el jueves la renuncia a todos sus secretarios, directores y delegados municipales.
En diálogo con El Esquiú.com el jefe comunal confirmó la noticia y señaló que la medida gira en torno de “hacer un balance a casi un año de gestión al frente del municipio”.
En total son cerca de 40 los funcionarios que están en la cuerda floja y que están en duda respecto de si continuarán o no en el cargo. En ese sentido, el intendente señaló que “luego de un análisis del desempeño de cada uno de los funcionarios se verá cuál cumplió con las expectativas en su cargo y cuál deberá irse”. En ese sentido, el jefe comunal adelantó que hay varios funcionarios que “tienen la salida ganada”. Asimismo sostuvo que en su equipo “hay personas que están de 8 a 12 de la mañana, no vuelven más, mientras que otros están al lado de uno trabajando todos los días, incluso sábados y domingos”.
El intendente señaló que los cambios en su Gabinete se producirán “de acá hasta que se cumpla el primer año de gestión”.
Páez señaló que luego de su primer año al frente del municipio andalgalense la idea es “darle una impronta de acompañar a las personas de escasos recursos y con más necesidades de la comunidad”.