El músico confesó que hará un alto en la música para estar con su familia

Una convocatoria solidaria de la Fundación Huesped acercó de nuevo a Diego Torres al mundo de la actuación, del que parece no querer irse.

Al menos así lo confesó el músico, que tras terminar su última gira, pondrá en pausa un poco su trabajo para dedicarse por completo a la ficción y a su familia.

«La idea es darle un poco de continuidad a mi trabajo como actor, más en este momento personal en donde quiero parar un poco y no viajar tanto y tengo un par de propuestas interesantes en donde me va a poder ver. Puede ser cine, televisión o teatro», disparó.

Este deseo, coincide con un momento personal muy bueno, en la espera de su primer hijo junto a Débora Bello.

«Ahora quiero ver crecer esa panza. Va a nacer a fines de abril y no sabemos el sexo ni nombres aún. Hay que esperar», agregó Torres.

Respecto a su próximo disco, agregó que «saldrá cuando tenga que salir»: «Es un momento de mucha paradoja porque estoy componiendo un montón de canciones pero quiero trabajar más como actor».

Durante el evento de la Fundación que se realizó ayer, Torres se mostró muy mimoso junto a su pareja y no dejó de acariciarle la pancita.