El ministro de Hacienda y Finanzas, Ricardo Aredes, confirmó que el Gobierno está estudiando la posibilidad de dar un “regalo de fin de año” a los empleados de la administración pública.
«Aún no está tomada la decisión, pero estamos analizando la posibilidad presupuestaria para que a fin de año se otorgue una asignación especial al empleado público», afirmó Aredes. El año pasado, el regalo fue de $ 400.
Con respecto a la convocatoria de los diputados que integran la Comisión de Hacienda para que asista hoy a la legislatura, Aredes confirmó su presencia y aseguró que se trata de algo habitual que ocurre al finalizar el año.
«Todos los años Hacienda se reúne con los legisladores para explicar y efectuar aclaraciones sobre temas presupuestarios, los gastos previstos y el déficit. Vamos a informar sobre cuáles fueron las pautas que tuvo en cuenta el Gobierno para implementar políticas económicas y sociales para 2013», indicó.

Contrato
Por otra parte, el funcionario aclaró que el incremento de la planta de personal permanente es producto de las designaciones realizadas en la gestión anterior del FCS.
«En primer lugar, el pase de empleados a planta permanente que está prevista dentro del presupuesto 2013 es consecuencia de las designaciones de la gestión anterior. En la planta temporaria que también se incrementa están incluidas los precarizados de la salud y de desarrollo Social», explicó el Ministro.
En ese marco, Aredes dijo que en el incremento en la administración pública también está prevista la incorporación de los agentes de la policía y del servicio penitenciario. Y aclaró que son áreas donde el Gobierno puso especial énfasis.
«En la política del Gobierno está previsto regularizar la situación de los precarizados en etapas y en la medida en que el presupuesto lo permita. La provincia buscará en adelante no depender de los contratos basura sino ir regularizando las distintas condiciones y situaciones laborales que vienen sufriendo los catamarqueños de hace varios años», disparó.

Crecimiento
Según la oposición, existe un crecimiento notable en la planta de empleados temporarios de la administración pública provincial que no coincide con el discurso del Gobierno de «la creación de empleo genuino».
El proyecto de Gobierno eleva de 5.579 a 8.600 la planta de agentes que puede tomar bajo la modalidad de contratos de empleo público. En tanto que la planta de agentes permanentes crece en 2.743 cargos. Un proyecto del diputado Pablo Sánchez, presidente de bloque del FCS, advirtió el crecimiento de 3.021 cargos en la planta temporaria. Para este año, y antes de finalizar su gestión, el ex gobernador Eduardo Brizuela del Moral incorporó 2.700 cargos a la planta de personal temporaria.
Fue aquella polémica por los agentes de las áreas de Obras Públicas y de la ex Secretaría del Agua y Ambiente que tenían contratos precarios y que fueron incorporados a la planta temporaria. En total quedaron 5.579 agentes temporarios.