Fiambalá, sus habitantes y los más de 60 mil personas que llegaron, pudieron vivir la 5° Edición del Rally Dakar 2013, la competencia más grande del mundo.
En el lugar de la largada miles de personas pudieron presenciar el comienzo de esta carrera que caratuló a esta ciudad como “Fiambalá Capital Mundial del Dakar”. Los demás espectadores que arribaron se distribuyeron en las localidades de Tatón, Medanitos, Palo Blanco y Saujil desde donde pudieron ver más de cerca y con mayor emoción la carrera.
Los momentos más relevantes de la largada fue cuando arribaron al lugar Marcos Patronelli, Diego Demelchori, Walter D´Agostini y Robin Gordon, entre otros famosos competidores.
En ese lugar se hizo presente la Gobernadora de la provincia, Dra. Lucia Corpacci y parte de su gabinete, el Intendente de Fiambalá Amado David Quintar, el Senador departamental Bernardo Quintar, entre otras autoridades, quienes saludaron y presenciaron la largada de esta gran competencia.
Cerca del medio día el buen clima con el que había comenzado la mañana se fue trasformando en viento debido a las lluvias que sucedían en todo el distrito norte. Por este motivo, cuando la carrera llegó en la localidad de Tatón, el rio que lleva el mismo nombre se encontraba muy crecido, motivo por el cual la organización del rally tuvo que suspender en ese lugar la competencia para que los vehículos y competidores no corran ningún riesgo. Esta suspensión fue de desagrado para algunos competidores, en tanto que otros lo tomaron bien.
A partir de ahí, todos los competidores se dirigieron hacia el vivac, ubicado en barrio Pampa Blanca de Fiambalá. Donde pasaron la noche y en horas tempranas partieron hacia el país vecino de Chile para continuar con la carrera.

 

ElAbaucandigital

Artículo anteriorFiambalá-Copiapó, en el regreso del Dakar a Chile
Artículo siguienteHomenaje de la Línea Unidad y Lealtad Justicialista a Lucio López