“Hoy he venido a cantarte, Colpes te quiero nombrar, juntarme con mis amigos, cantando, cantando para el festival”, dice “La Chaya de Colpes” de Santillán y Luna. Coplas de este tipo ya se escuchan entre los pobladores de Colpes y los pueblos cercanos del departamento Pomán, que esperan con ansias la llegada de febrero, para así arrancar la temporada de carnavales.

Este año se espera a más visitantes dispuestos a chayar y coplear como en los tiempos de antaño, en la ya tradicional “Ramadita”, que se inaugura este fin de semana y continúa todos los fines de semana de febrero, recibiendo bajo el cobijo de su sombra a todos los que quieran sumarse al carnaval en el patio de tierra de la familia Pihuala, en el barrio San Roque de Colpes.

Desde el año 2007, es la casa de Don Doroteo Pihuala –perteneciente a una familia tradicional que albergó en ciertas oportunidades los bailes de carnaval- la que se propuso retomar esa costumbre de carnavalear y reiniciaron “La Ramadita”, que convoca a cientos de personas interesadas en disfrutar de esta tradicional celebración.

Hugo Pihuala –hijo de Don Doroteo e integrante del conjunto chamamecero Los Colpeños- es, junto a sus compañeros músicos, organizador de estos bailes de carnaval en los que se realiza el tradicional desentierro del Pucllay que preside la fiesta febrerina hasta que, en el último fin de semana de carnaval –que a veces tiene su yapa el primer fin de semana de marzo- llega el tiempo de su entierro y, con ello, el fin del carnaval.

Los anfitriones no cejan esfuerzos en atender a los visitantes para que se sientan como en casa. Y cómo no sentirse así, si cuando uno ingresa se respira un ambiente familiar y un profundo olor a albahaca; mientras que el polvo de la harina se expande por el aire y tiñe de blanco el piso de tierra que sirve de alfombra en la pista de baile.

Con la extensa ramada construida con palo a pique y techo de caña, y que circundan una higuera, una parra, un horno de barro y un torno para amasar, la casa de los Pihuala se transforma en una típica postal de una casa de pueblo.

Allí, la harina y la música –sobre todo el chamamé- lo invaden todo, para que nadie quede sin ser contagiado por la alegría del carnaval.

El domingo, La Ramadita convoca con chaya y la actuación de La Banda K, “El Gato” Aybar y Los Colpeños, como grupo anfitrión. Y para el fin de semana del 9 y 10 de febrero están confirmados Ernesto Vega y Los Chávez de Santiago del Estero.

Para llegar

La localidad de Colpes está ubicada en el km 73 de la ruta provincial 46, a 13 km de Saujil, la cabecera del municipio. Desde la capital provincial se debe tomar ruta nacional 38, empalmar con la ruta 60, pasando la quebrada de La Cébila, hasta llegar a la ruta 46 que lleva a destino.

Artículo anteriorDarán de baja a médicos que cobren plus a afiliados de PAMI
Artículo siguienteAún no hay detenidos por el crimen de Eugenia Rojas