netbooks

Luego de un trabajo de calle, la policía de Andalgalá realizó numerosos allanamientos tras los cuales logró recuperar 16 de las 18 netbooks que habían sido robadas en la Escuela Secundaria Provincial Nº82.
De acuerdo con fuentes consultadas, los autores del hecho serían alumnos del establecimiento cuyas edades son 15 y 17 años, quienes se encuentran demorados. La gran mayoría de las netbooks (11) se encontraban en la casa de una mujer que también quedó detenida. Según trascendió, esta mujer sería activista antiminera y habría intentado impedir el ingreso de los efectivos a su domicilio.
De los allanamientos surgieron otros elementos que podrían ser parte de otros hechos ilícitos.
Los investigadores se vieron sorprendidos ya que las netbooks habían sido dejadas en la escuela porque presentaban desperfectos técnicos, entre otros problemas. Sin embargo, luego de los secuestros la policía se dio con que todas habían sido reparadas y desbloqueadas, a los fines de poder comercializarlas.
Por el momento, son seis las personas que están vinculadas a la investigación y se espera poder determinar quién realizó el trabajo de poner operativas las máquinas, que iban a ser enviadas al servicio técnico por problemas de software o de hardware.
Según lo informado por fuentes vinculadas a la causa, con el dinero recaudado de las computadoras portátiles vendidas se compraban estupefacientes, ya que el menor demorado tendría serios problemas de adicciones.
De un total de diez allanamientos realizados, se encontraron las máquinas escolares en diversos domicilios, incluso se sospecha que en algunos casos se utilizaron teléfonos celulares como parte de pago.
La directora del establecimiento, Chaponi de Vergara, concurrió a la sede policial y se mostró sensiblemente afectada cuando se enteró de que dos de los involucrados en el ilícito son sus alumnos, a los cuales les guarda aprecio.
La causa es instruida por la fiscal subrogante Cecilia Ontiveros.