Talleres

Una vez más el desorden del fútbol argentino se hizo sentir, cuando la pelota comenzó a rodar. En Resistencia, Newell`s salió al campo de juego con un nuevo título debajo del brazo. La incoherencia de los organizadores llevó a que el conjunto rosarino festeje la obtención del Torneo Final en la concentración chaqueña, mientras que sus hinchas sólo atinaron a congregarse en el Monumento a la Bandera.

Con las desprolijidades del caso, el entrenador Gerardo Martino dispuso de mayoría de titulares para enfrentar al campeón del Torneo Argentino, que no contaba con nombres rutilantes, pero que tenía la esperanza de sorprender al mejor elenco de la Argentina.

En la primera etapa, el duelo permaneció parejo. Los disparos de larga distancia y las escasas combinaciones ofensivas justificaban el resultado. Sin embargo, a los 35 minutos, tras una excelente jugada preparada, Gonzalo Bottino marcó el 1 a 0 con un cabezazo preciso. La victoria cordobesa ponía en jaque al campeón del fútbol argentino.

En el complemento, la “Lepra” no pareció reaccionar y a pesar de tener mayor tenencia de la pelota, no logró desequilibrar. El sólido esquema propuesto por Arnaldo Sialle presentó un problema enorme para los rosarinos, que en noventa minutos no pudieron quebrantar el arco de Diego Aguiar. Igualmente, la derrota no opacará los festejos por el título conseguido, mientras que los cordobeses iniciarán sus vacaciones de la mejor manera posible: pensando en el torneo del Nacional B y fijando su objetivo ante Estudiantes de Buenos Aires, su próximo rival en los cuartos de final de la Copa Argentina.