Actividad Minera

Un artículo publicado en La Nación da cuenta del complicado panorama que tiene la actividad minera en el país. En la nota titulada «Se estancaron los proyectos de exploración minera en la Argentina», el matutino porteño afirma que «la caída en los precios internacionales de los minerales, sumada a algunas decisiones del Gobierno consideradas antipáticas por los inversores, sumió en una profunda crisis al sector de exploración minera».
En ese sentido y de acuerdo con números que proporcionó el Grupo de Empresas Mineras Exploradoras de la Argentina (Gemera), el medio indicó que el país recibirá unos 30 millones de dólares destinados a la búsqueda de minerales en la actual campaña exploratoria. El número es ínfimo en comparación con los U$S 350 millones del período 2010/2011, mientras que en la campaña pasada, el país recibió 110 millones de dólares (poco más del 30% de la cifra del año anterior).
En el informe, el presidente de Gemera, Julio Ríos Gómez, explica que en la campaña 2007 hubo 162 empresas en la Argentina buscando minerales. En 2010/2011 la lista bajó a 80 y actualmente «no quedan más que 25 empresas».
Según el medio, «los últimos números son doblemente malos. No sólo por el lado de la generación de empleo, sino desde la perspectiva cambiaria.
«Sucede que las mineras junior, encargadas de esta clase de trabajos, ingresan dólares al país. Y en segundo término inician los proyectos que luego tomarán empresas más grandes, que a partir de ellos exportarán oro y plata e ingresarán divisas a través de la exportación», indica.
En esa línea, el artículo explica que de esta forma ingresaron a la Argentina empresas como Barrick, BHP, Anglogold, Vale, Río Tinto y la inglesa Xstrata, principal accionista de la mina Bajo La Alumbrera, recientemente adquirida por Glencore.
«El éxito de las junior depende de que convenzan a los inversores de que tienen una concesión interesante para explorar. Los precios de los metales digitan el buen humor de los inversores. Esa variable fue en picada en los últimos dos años, cuando se registró una caída sostenida de los valores del oro y de la plata», agrega el informe.
Posteriormente explica que las decisiones cambiarias de la Argentina en los últimos años terminaron de conducir el camino hasta la crisis actual. «La explicación del presidente de Gemera es sencilla. Cuando los encargados de definir las inversiones ven que el Gobierno no permite distribuir utilidades en el exterior, se encienden las luces de alerta.
Más aún cuando ven la inflación, que impacta en sus costos, y las asimetrías de los diversos tipos de cambio que deben tomar en cuenta. Por caso, ingresan dólares al país bajo la cotización oficial, pero algunos proveedores les cobran sus servicios con la referencia del dólar blue», señala.

 

25

Son las empresas mineras «junior» que realizan exploraciones este año. En 2007 hubo 162 y en el período 2010/11 la lista bajó a 80.