En 2014 el ministerio de Obras Públicas de la provincia prevé reactivar las pistas de aterrizaje de varias localidades del interior provincial. Ya se culminaron los trabajos en Antofagasta de la Sierra, y se están llevando a cabo las obras en Londres y Santa María. También se prevén reacondicionamientos a las pistas de Tinogasta y Andalgalá.
Así lo reveló el titular de la cartera Rubén Dusso, quien dijo que “cuando llegamos al gobierno, todas estas pistas de aterrizaje estaban abandonadas. Y no sólo eso, sino que no estaban habilitadas por el organismo de control a nivel nacional”.
En consecuencia, el ministerio decidió destinar parte de los $ 981 millones otorgados al área para el ejercicio 2014 al arreglo y acondicionamiento de estas obras, con una asignación aproximada de $ 6 millones a cada una.
El objetivo de la realización de estos trabajos por parte del Estado es volver a ofrecer, tal como fue años atrás, el servicio de vuelos de cabotaje entre la Capital y localidades del interior provincial.
“Nosotros recurrimos al organismo de control a nivel nacional y nos hizo una serie de observaciones, que están siendo cumplidas para poder habilitar las pistas” , dijo el funcionario a El Esquiú.com.
Además del acondicionamiento del pavimento de las carpetas de rodamiento, los trabajos a realizarse incluyen otras obras anexas necesarias para la eficiente prestación del servicio: “Antes no era necesario que hubiera un alambrado que cercara perimetralmente la pista de aterrizaje, pero ahora es necesario. También, hay que observar que no haya nada que obstaculice la visión tanto de los pilotos como de los operadores de vuelo”, dijo Dusso.
Finalmente, en cuanto al avance de las obras, el ministro reveló que “en Santa María se están haciendo los trabajos, igual que en Londres. Y en Antofagasta de la Sierra ya lo hicimos”.