Papa Francisco

El Papa Francisco pidió «no perder la esperanza de un mundo mejor» a quienes se han desplazado a otros países, al celebrarse este domingo la Jornada Mundial del Inmigrante y el Refugiado.

«Queridos amigos ustedes están cerca del corazón de la Iglesia, porque la Iglesia es un pueblo en camino hacia el reino de Dios […] No pierdan la esperanza en un mundo mejor», recalcó en sus tradicionales palabras del Ángelus del domingo desde una ventana en la plaza de San Pedro.

«Les deseo que vivan en paz en los países que los acogen, custodiando los valores de sus culturas de origen», añadió.