José Ariza, Ministro de Educación de la provincia

El Ministerio de Educación que conduce José Ariza pidió la conciliación obligatoria a la Dirección de Inspección Laboral en el conflicto docente, que la dictó minutos después del mediodía, por la que la medida de fuerza por 72 horas convocada por los gremios quedaría sin efecto.

La conciliación tendría vigencia durante 15 días hábiles y, en caso de que no se llegue a un acuerdo, podría prorrogarse, por lo que las clases finalizarían sin paro.

No obstante, los gremios podrían retomar el plan de lucha durante el mes de diciembre, paralizando los exámenes.

ATECA, UDA, SUTECA, SADOP y SIDCA habían convocado a un paro por 72 horas para este martes, miércoles y jueves. Los sindicatos docentes reclaman una recomposición de 1.500 pesos a partir del 1 de octubre y un bono de 3.000 pesos para fin de año.