Armando Zavaleta

El dirigente oficialista Armando Zavaleta advirtió hoy que “el peronismo no va a ser presa de Luis Barrionuevo, ni de ningún dirigente que venga a plantear alianzas con el Frente Cívico”, en respuesta a los conceptos vertidos por el gastronómico sobre el trabajo que viene realizando el peronismo.

Zavaleta, quien es líder de la agrupación La Calle, que viene trabajando fuertemente junto a Lucía Corpacci, consideró que “en realidad Luis Barrionuevo ha decidido no participar en las elecciones del año que viene porque tiene asegurada la derrota, por eso busca cerrar una alianza electoral con Brizuela del Moral, sólo para garantizarse el conchabo de ubicar uno o dos diputados provinciales y nada más, ya que finalmente sabe que también Brizuela del Moral va a ser derrotado”

Sobre la alianza entre el gastronómico y Brizuela, que trabajaron juntos en todo el período legislativo conformando un solo bloque, Zavaleta observó que “lo más llamativo de este acuerdo es que es la alianza de la vergüenza mutua, porque vienen unidos desde comienzos de año y sin embargo ninguno se anima a reconocer que está aliado con el otro: Luis Barrionuevo tiene vergüenza de su aliado Brizuela del Moral y Brizuela del Moral tiene vergüenza de su aliado Luis Barrionuevo”.

“En definitiva Barrionuevo hoy es un instrumento utilizado por el Frente Cívico para dividir al peronismo, pero no lo va a lograr y claramente se encamina hacia el fracaso y la decepción de su gente”, concluyó Zavaleta.

El dirigente minimizó también los reiterados vaticinios de Barrionuevo sobre el Gobierno nacional, al recordar que «desde 2003 hasta hoy, todos los años anunció la caída del kirchnerismo».