estaciones del año - verano, otoño, invierno, primavera

Enseñarle a un hijo cuáles son las estaciones del año no es difícil, por el contrario, puede ser una ocasión de aprendizaje muy divertida para compartir en familia. Puedes enseñarle un poco sobre qué es el clima y cómo identificarlo, anímate a practicar junto con tu pequeño las siguientes actividades.

Actividades divertidas para aprender las estaciones

Rueda del año

Para esta actividad solo necesitas una cartulina y muchos colores. Dibuja un enorme círculo en la cartulina, divídelo en cuatro y escribe encima los nombres de las estaciones. Explícale a tu hijo con palabras sencillas que es la primavera, el verano, el otoño y el invierno. Después pídele que dibuje algo alusivo a cada una de las estaciones en los espacios vacíos de la cartulina. Al final pregúntale qué dibujo y permite que sea él quien te explique las estaciones del año.

Celebrar cuatro estaciones

Para esta actividad necesitaras un poco más de tiempo, y es que en un calendario tendrás que marcar con una estrella el inicio de cada una de las estaciones, cuando llegue la fecha indicada deberás planear una pequeña celebración junto con tu hijo. Por ejemplo, si inicio el invierno, celebren con unas humeantes tazas de chocolate y pan dulce, aprovecha la ocasión para explicarle qué es el invierno y que clima se presentará de ahora en adelante.

La ropa y las cuatro estaciones

Para esta actividad será necesario un cambio de ropa de acuerdo a cada una de las cuatro estaciones. Vístanse tú y tu pequeño primero con ropa de primavera, verano, otoño e invierno, toma un par de fotos de acuerdo a la ropa que están usando, puedes decorarlas con un programa en la computadora para que de fondo aparezca un campo de flores, una playa, un bosque o una cabaña de invierno. Muéstrale las fotos a tu hijo y explícale cómo con los cambios de temporada nuestra ropa también comienza a cambiar.

Paseos al bosque

Un paseo por el bosque podrá iluminar mejor la enseñanza de las cuatro estaciones, procura visitar un bosque o ir de campamento cada vez que cambian las estaciones y pídele a tu pequeño que te diga qué percibe. Esta actividad es ideal para toda la familia.