té de tilo

El tilo es un árbol que puede llegar a alcanzar casi 30 metros de altura y que crece, a veces en forma silvestre. Lo más probable es que crezca en zonas cálidas y templadas, pero, de todos modos, hoy por hoy se puede conseguir en cualquier parte del mundo.

Su uso está difundido por demás. Es que cuenta con muchísimas buenas propiedades medicinales para ayudar a restaurar el organismo de muchas afecciones.

¿Para qué es bueno el té de tilo?

Las flores de tilo contienen una serie de compuestos naturales o fitoquímicos activos que son responsables de algunas de sus propiedades. Varios de esos compuestos son antioxidantes llamados flavonoides, incluyendo uno llamado quercetina.

Los antioxidantes ayudan a liberar tu cuerpo de los radicales libres, sustancias químicas inestables que se forman en la piel cuando se está expuesto a la luz del sol o en los órganos cuando estás expuesto a toxinas ambientales.

También posee algunos aceites volátiles en las flores que son los responsables de sus propiedades calmantes y sedantes.

Usos medicinales del tilo

  • Posee gran efecto relajante: en la medicina homeopática, se recomienda el té de tilo para combatir la ansiedad y promover la relajación.
  • Ayuda a conciliar el sueño, combatiendo el molesto insomnio.
  • Es muy bueno para disminuir los síntomas de los resfriados y ayuda a aliviar la congestión de las vías respiratorias.
  • Es muy eficaz para ayudar a sudar: la capacidad de algunos compuestos del tilo para causar sudoración puede tener beneficios cuando se tiene gripe, tos o fiebre.Así lo afirma el Centro Médico de la Universidad de Maryland. Algunos componentes del té de la flor de tilo también podrían ayudar a calmar las membranas irritadas de la boca y de la garganta que se desarrollan durante algunas enfermedades.
  • Combate los nervios estomacales y sus molestas consecuencias como son nauseas y ganas de vomitar.

Cómo puedes beneficiarte de las propiedades medicinales del tilo

Una de las más comunes y utilizadas para beneficiarse de las propiedades curativas de esta planta, es realizando infusiones de la misma.

Es muy sencillo preparar una buena taza de té de tilo. Debes tener a mano algunas flores frescas, o bien alguna selección que hayas adquirido en una herboristería.

Luego, no tienes más que seguir el procedimiento tradicional de las infusiones. Esto es, 10 o 15 minutos de hervor en agua, luego un breve reposo de 3 a 5 minutos y a colarla. Después, a beberla sola o endulzada.

Así que ya sabes, cuando te sientas ansios@ y necesites calmarte para tener un sueño tranquilo y reparador, nada mejor que bebas una taza de esta rica y saludable bebida.