barrio 80 Viviendas

La damnificada adujo que no es escuchada en sus reclamos por los dueños de los canes, a quienes en reiteradas ocasiones les pidió que aten a sus perros.
La vecina decidió denunciar públicamente a sus vecinos porque desconoce dónde debe recurrir para realizar la denuncia: “No sabemos qué hacer, el dueño del perro nos dice que lo va a matar, pero esa no es una solución razonable; necesitamos que su perro de grandes dimensiones y muy agresivo, no esté suelto por las calles”, señaló al recordar que el animal quiso morder también a su hijo.
No es la primera vez que ocurre este tipo de situaciones y tampoco que los dueños de los perros no se responsabilizan de los daños que causan sus mascotas.

 

Fuente: LaUnión