El Presidente electo, Mauricio Macri, se comunicó ayer telefónicamente con la mandataria Cristina Fernández para transmitirle su decisión de «respetar la tradición» del traspaso del mando y su intención de que participe de la ceremonia en la Casa Rosada.

Así lo informó el frente Cambiemos mediante un comunicado oficial en el que se detalló además el cronograma definido por Macri para la ceremonia de cambio de Gobierno el 10 de diciembre. Según el parte, durante la comunicación telefónica el líder de Cambiemos le informó a Cristina Fernández el programa oficial de los actos del 10 de diciembre y le transmitió su decisión de «respetar la tradición». De esta manera, aludió a la costumbre de que el Presidente entrante reciba los atributos (el bastón de mando, la banda presidencial y la Marcha de Ituzaingó) de manos del mandatario saliente en el Salón Blanco de la Casa Rosada. La ceremonia fue así hasta 2002, cuando Eduardo Duhalde tomó los atributos en el Congreso porque había sido elegido presidente por la Asamblea Legislativa y luego Néstor y Cristina Fernández continuaron eligiendo ese escenario. Durante la conversación, Macri también le transmitió a la mandataria su intención de que participe de la ceremonia en la Casa de Gobierno, luego de que dirigentes de su espacio dijeran en los últimos días que Cristina Fernández podía ausentarse si así lo deseaba.

El programa para el 10 de diciembre dispuesto por Macri comienza a las 11.15 con la salida del Presidente de la Nación electo hacia el Congreso, escoltado por el Regimiento de Granaderos a Caballo.

A las 12 comenzará la ceremonia de juramento ante la Asamblea Legislativa y luego se llevará a cabo la lectura del mensaje del Presidente, con motivo del inicio de su mandato, hasta las 12.45, cuando se retirará del recinto. Las actividades se extenderán hasta la noche del jueves.