Dos niños de 4 Y 5 años y un adolescente de 16 fueron salvados milagrosamente del incendio que se había iniciado en la vivienda en donde se encontraban durmiendo. Un hombre, que circunstancialmente se hizo presente en la casa, observó el siniestro, ingresó y logró sacarlos.

Artículo anteriorEn el Hogar de Ancianos, abuelos ebrios habrían protagonizado disturbios
Artículo siguienteEl tinogasteño Walter «rana» Lescano Campeón en Ciclismo