La definición sobre cómo se enfrentará el pago de la segunda cuota del SAC y el bono de fin de año a los municipales tinogasteños se conocerá la semana entrante, luego de que se reúna la Comisión de Participación Municipal. La reunión se llevará a cabo el martes por la mañana en Casa de Gobierno.
«Ahí recién vamos a definir cómo se resolverá lo del pago del aguinaldo y el bono navideño. Nosotros ya hemos pedido un aporte a la Provincia a través del Fondo de Emergencia porque no podemos afrontar el pago del aguinaldo»,  informó el intendente Sebastián Nóblega.
El jefe comunal señaló que aún está analizando el aporte de $1.000 que hará la Provincia a las comunas que necesiten ayuda para el pago del bono.
«La Provincia aportaría en enero ese dinero, pero cada municipio debería ver cómo devolverá esa palta. Tenemos que hablar con Hacienda (de la Provincia) sobre cuáles serán los parámetros que se tomarán. Porque al ser reintegrable nos tenemos que acomodar con el presupuesto del año para devolver», opinó el jefe comunal.
Recordó además que el Gobierno provincial hará frente al pago del bono de fin de año con fondos propios a raíz de que no consiguió ayuda de Nación, como se habría prometido en algún momento.
«Necesitamos casi 3 millones de pesos para pagar el aguinaldo. Estamos en esas gestiones y no sabemos todavía cómo vendrá la coparticipación en enero. Este año la coparticipación varió y todas las previsiones que pudimos hacer se vieron alteradas por esa fluctuación. Es una época difícil», reflexionó.
Casa de Justicia
Por otra parte, Nóblega informó que el municipio de tinogasteño firmará la próxima semana un acta acuerdo con la Secretaría de Justicia de la Nación para la habilitación de una Casa de Justicia departamental con asiento en Tinogasta.
«Hemos gestionado el acceso a una Casa de Justicia para que empecemos el año que viene con este servicio que está relacionado con el acceso a la Justicia. La gente podrá pedir asesoramiento de un abogado, un psicólogo, un trabajador social y esto se complementará con el trabajo que desarrolla la Secretaría de Desarrollo Social”, adelantó.
Precisó que la Casa de Justicia es «importante” porque hay casos donde se necesita una intervención inmediata.
«Esto es asesoramiento, no es que se inicia una demanda en la Justicia, sino que es una contención desde el punto de vista social, psicológico y legal para que la gente no tenga que gastar”, interpretó.
La Casa de Justicia tendrá jurisdicción para todo el departamento, por lo que incluye también al municipio de Fiambalá.
«Hay casos relacionados con violencia de género, suicidios o adiciones que necesitan ser abordados por profesionales», concluyó Nóblega.
Artículo anteriorGran Baile del Egresado 2016
Artículo siguienteFalleció Amado David “Coco” Quintar