Dalma Maradona y su novio, Andrés Caldarelli, finalmente se casaron. La hija del Diez dio el “sí, quiero” ante la ley en una ceremonia íntima en el Complejo al Río esta tarde y anunció al mundo que ya estaba oficialmente casada con una foto de su libreta matrimonial que publicó en su Twitter. En el mensaje publicado en la red social agradeció el cariño de la gente y hasta se permitió bromear sobre los colores de la libreta: dijo que hubiera querido que fuera azul, por los colores de Boca Juniors, el club de sus pasiones y por supuesto el de su padre.

Si bien desde un principio Dalma y su pareja trataron de mantener el perfil bajo con respecto al casamiento, fue Diego Armando el que se encargó de publicar la noticia a través de las redes sociales. El ex crack futbolístico no aguantó la felicidad que le causaba que su hija mayor fuera a contraer matrimonio y más tarde la misma Dalma lo confimó. Más allá de las posteriores peleas que tuvieron a los invitados como foco del conflicto, la familia pudo resolverlos. Aunque su padre no fue de la partida, Dalma no permitió que nada empañe su felicidad.

Tras la celebración del civil tuvo lugar una recepción para aproximadamente 80 invitados. La novia quería por todos los medios que su ceremonia sea lo más intima posible, ya que luego tiene planeada una gran fiesta, organizada por la empresa de eventos de su madre, para el 31 de marzo en un salón de Pilar. Sin embargo, no pudo evitar que su nombre sea el tema más buscado en Internet durante todo el día y que los noteros de todos los noticieros hicieran guardia en la puerta del edificio de Vicente López donde se casó.

Más temprano, notablemente molesta por el acoso de las cámaras, la actriz se manifestó en las redes sociales. “No iba a hablar de nada hoy pero SIEMPRE LO LOGRAN! Lamentablemente por la falta de respeto de mostrar donde viven mis suegros, por ejemplo. Un poco de respeto. Déjenlos en paz. No son famosos ni tienen porqué soportar que les toquen el timbre sin parar desde las 7 de la mañana”, cuestionó.

La fiesta grande será el 31 de este mes. Ahí sí que el Diez tiene previsto asistir. Diego llegaría el 30 desde Dubai, previa autorización del jeque de ese emirato ya que ese día se juega la final del equipo que dirige. Pero Maradona no solo viaja para la boda de su hija: también en esos días tiene fecha de parto la mujer de Diego Junior. Ahora que su vínculo con el resto de sus hijos está atravesando un buen momento, Maradona recibirá con los brazos abiertos a su segundo nieto.