El alemán Sebastian Vettel (Ferrari), líder del Mundial de Fórmula 1, ganó el Gran Premio de Bahréin, segunda prueba de la temporada, este domingo en el circuito de Sakhir.

En su 200ª carrera en la Fórmula 1, aventajó a los Mercedes del finlandés Valtteri Bottas y del británico Lewis Hamilton, que había comenzado en la novena posición de la parrilla de salida.

El otro piloto de Ferrari, el finlandés Kimi Räikkönen, se retiró cuando era tercero tras haber atropellado a un mecánico a la salida de su segunda parada en boxes.

Cuando se disponía a salir, el finlandés no se dio cuenta de que uno de los mecánicos de Ferrari no había finalizado su trabajo y aceleró, golpeando con la rueda en su pierna izquierda. Inmediatamente recibió señales de los otros miembros del equipo italiano para que se parara.