Compleja situación se vive en Fiambalá. Sucede que, y según se señaló desde el bloque opositor en el Concejo Deliberante del distrito, la jefa comunal Roxana Paulón envió un proyecto para aumentar su remuneración con una cifra cercana a los 15 mil pesos. Así estimaron desde el FCS, puesto que la iniciativa es equiparar el sueldo de intendente al del de un funcionario con categoría de Director Provincial (índice 1,20).
De acuerdo a lo que se indicó, el proyecto ingresó al CD a fines de abril. Cabe señalar que la composición del cuerpo es de tres ediles por el Frente Justicialista Para la Victoria (FJPV) y dos por el Frente Cívico y Social (FCS). En este sentido, es la oposición la que no está de acuerdo con la equiparación salarial. Es que, según evaluaron, no es el mejor momento económico para adherirse y por ello entiende que el incremento beneficiará también los funcionarios y el propio Concejo.

Planteo
“Nosotros no nos vamos a adherir a este proyecto del Ejecutivo, consideramos que no es el momento, debemos bregar para que el empleado esté mejor y los sacrificios deben comenzar por la clase política”, manifestó la concejal opositora Verónica Carrizo en diálogo con radio San Francisco.
El proyecto en cuestión, según informó, dentro de su articulado establece puntualmente: “Equipárese el sueldo total por todo concepto del cargo de Intendente Municipal de Fiambalá con el sueldo total por todo concepto del Director Provincial (índice 1,20)”.
A la vez, indica que dicha equiparación se realizará de forma escalonada. Es decir, un 75 por ciento a partir del primero de abril, un 86 por ciento a partir del primero de julio hasta completar el  100 por ciento a partir del primero de diciembre.
De acuerdo a lo que explicaron fuentes de la oposición, en la actualidad el intendente municipal cobra sus haberes de acuerdo a lo que estipula la ordenanza municipal 501 del 2014. Esto es un 65 por ciento del sueldo de un director provincial.
Según estimaron desde el bloque del Frente Cívico, el sueldo actual de la intendenta rondaría los 24.000 pesos, mientras que un funcionario con categoría de director provincial percibiría unos 40.000 pesos en bruto.
En este sentido, mencionaron que con la nueva ordenanza enviada por el Ejecutivo comunal los haberes de la intendenta, funcionarios y Concejo tendrían un incremento cercano al 35 por ciento.
Así las cosas, detallaron que el proyecto continúa en comisión, aunque “se intentó aprobar el pasado lunes 7 de mayo, en una sesión especial”. En este orden de ideas, relataron que el bloque del FCS lo rechazó, mientras que el oficialismo “más allá de contar con mayoría, aun no lo aprobó considerando que el costo político”.
De acuerdo a trascendidos, habría intenciones de intentar nuevamente la aprobación en el recinto de sesiones durante esta semana por supuesto pedido del Ejecutivo.