Imparable. El dólar avanzó ayer y la demanda no se descomprimió en el mercado cambiario pese al desembarco de Luis Caputo en la presidencia del Banco Central, tras la salida de Federico Sturzenegger. Así, la moneda verde cerró una semana en $28,85.
La flamante autoridad y su vice, Gustavo Cañonero, no se pronunciaron como esperaban los mercados y en su lugar lo hizo el ministro de Hacienda y Finanzas, Nicolás Dujovne quien fue muy escueto en materia de definiciones.
Pese a que el mercado mayorista de divisas abrió con una baja de 80 centavos, el dólar se disparó y llegó a cotizar $29 en bancos comerciales. El  Mercado Único y Libre de Cambios (MULC) abrió la mañana con ofertas a $27,00, lejos de los $27,70 del cierre de jueves y las primeras operaciones se realizaron a $26,90 y llegó a $26,55. Por ende, el Banco Nación redujo la cotización de la moneda estadounidense de $28,20 a $27,10.
La palabra de Dujovne no generó la suficiente confianza y antes de que llegaran a operarse los primeros 100 millones de la rueda, la cotización mayorista ya había recuperado casi la totalidad de la baja inicial y se ubicaba en $27,55 minutos antes del mediodía.
La divisa norteamericana se disparó 41 centavos (1,4%) y cerró al récord de $ 28,85 en bancos y agencias de acuerdo al promedio de ámbito.com.
De esta manera, el billete acumuló un avance del 12,9% desde que el anuncio de acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) el jueves 7; un 11% en la semana; y un 9,3% en las últimas tres rachas.
Como consecuencia de la enorme volatilidad y adelantándose al sendero alcista del MULC, los bancos comerciales trasladaron la suba a las pizarras minoristas. Por ejemplo, el Banco Nación ofrecía el dólar para la venta a $28,50 poco antes del mediodía de ayer y a $28,80 -veinte centavos por encima del cierre del jueves- al llegar las 13.00, horario en el que el Banco Central entrega su segunda cotización promedio diaria. Y así se mantuvo hasta el cierre.
El lunes, la cartera de Dujovne licitará dos bonos por un equivalente de hasta u$s 4.000 millones en moneda dual -pesos argentinos y dólares- al 2019 y otro en pesos, a tasa fija, con vencimiento en noviembre de 2020. La suscripción para ambos instrumentos podrá ser en pesos o en dólares, señaló la cartera a través de un comunicado.
“La volatividad bajará abruptamente”

Dujovne brindó ayer una conferencia de prensa antes de la apertura de los mercados, en un evidente intento de transmitir tranquilidad. Sin embargo, no dio ninguna definición concreta y sólo ratificó el modelo económico.
“En las últimas semanas observamos turbulencias en el mercado cambiario y eso lleva preocupación para la gente”, reconoció y aseguró que están “trabajando para normalizar el funcionamiento del mercado cambiario”.
Señaló que se recuperará la confianza porque “hay un programa en el que se está acelerando la convergencia al equilibrio fiscal y que contempla liquidez” por el crédito del FMI. “Vamos a ver un abrupto descenso en la volatilidad a partir de ello”, prometió