El Día del Padre en Argentina se celebra el tercer domingo de cada mes de junio. Sin embargo, el dato sobre el origen de esta celebración no es algo muy difundido. Es que con el tiempo el evento fue virando hacia intereses más comerciales y se perdió un poco el porqué de la celebración.

Sin más preámbulos, la fecha en el país está dedicada al padre de la patria, José de San Martín que se convirtió en padre de Mercedes Tomasa un 24 de agosto de 1816. De hecho, la primera celebración de este día en 1958 coincidió con esa fecha, pero ya en la década del ’60 se corrió hacia el tercer domingo de junio.

La historia de esta modificación también tiene historia, valga la redundancia. Es que el país se sumó a la celebración estadounidense donde en 1909, Sonora Smart Dodd, homenajeó a su padre Willian Dodd, veterano de la guerra civil que, tras enviudar, tuvo que criar solo a sus cinco hijos.

Como Dodd cumplía años en junio, el primer Día del Padre se realizó en Washington el 19 de junio de 1910 y en 1966 el presidente Lyndon B. Johnson declaró que el tercer domingo de junio se celebre el Día del Padre. Así Argentina, entre otros cincuenta países, se sumó la iniciativa.