Una mujer sufrió un sangriento ataque por parte de su ex pareja y, gracias a la rápida reacción de los testigos que la ayudaron, por el momento no hay que lamentar un nuevo femicidio. Todo sucedió este sábado alrededor de las 00.30 en el Parque de las Naciones de Córdoba capital.

Aparentemente, la mujer fue a encontrarse con su novio para cortar la relación. El hombre la esperó con una cuchilla en la mano y le dio varias puñaladas y huyó. La víctima, de unos 30 años y madre de dos hijos con otra pareja, se encuentra muy grave en el Hospital de Urgencias. Fue operada y permanece en el área crítica.

Uno de los vecinos que la asistió relató a través de El Doce y Vos el horroroso panorama que encontraron: «Estaba en el auto y empezamos a escuchar gritos pidiendo ayuda. Varios reaccionamos y eso asustó al agresor, que se fue. La chica sangraba mucho del cuello, tenía toda la cara ensangrentada y un dedo le colgaba».

Otra mujer que se acercó al lugar realizó una maniobra clave para salvarla: con su mano, le cortó la circulación en el cuello para que evitar que se desangre. «Estaba llorando y pensaba que se moría. Dijo que conocía al violento, que sabía adónde vivía y cómo ubicarlo», agregó el testigo.

“No te voy a hacer daño, quedate tranquila que no soy un asesino”, le dijo el agresor antes de apuñalarla.

Además, la víctima le alcanzó a revelar las palabras del atacante antes de apuñalarla: «Nos contó que con la cuchilla en la mano le dijo ‘no te voy a hacer daño, quedate tranquila que no soy un asesino'».

Ante la Policía, la mujer afirmó lo mismo y montaron un operativo para dar con el violento. Mientras tanto, la ambulancia llegó a los 15 minutos y la trasladó al Hospital, adonde continúa peleando por sobrevivir.

Artículo anteriorUna cordobesa murió al aterrizar en Paraguay: el dramático pedido de su familia
Artículo siguientePunto por punto: cuáles son los compromisos del Gobierno con el FMI