Un joven de 23 años murió tras ser apuñalado en un hecho ocurrido en la zona sureste de la ciudad. La víctima, quien cumplía años, se encontraba junto con dos amigos cuando apareció un tercer sujeto que lo apuñalo. Murió en el hospital. Buscan al sospechoso.

Según la información a la que accedió este diario, el hecho sucedió poco antes de las 7 de la mañana en la esquina de avenida Güemes y 9 de Julio en donde funciona un kiosco.

En el lugar se encontraba Sergio Andrés Suárez (23), la víctima, junto con dos amigos compartiendo bebidas en el marco del festejo de su cumpleaños. En un momento se acercó al lugar un individuo desconocido y habría comenzado a molestar a los tres jóvenes pidiéndoles que les compartieran lo que estaban tomando.

Ante la situación los tres chicos decidieron marcharse del lugar, dos de ellos subieron en una moto mientras que el tercero, Suárez, se disponía a hacer lo mismo cuando fue enfrentado por el desconocido.

Se trenzaron en pelea que terminó cuando el sujeto apuñaló a Suárez y huyó del lugar. Así, herido, el joven subió en su moto pero a una cuadra, en 25 de Mayo y Güemes, se desvaneció y cayó.

Sus amigos, al ver que el joven no los seguía, regresaron y lo encontraron tirado en la calle. De inmediato pidieron ayuda a la Policía y una ambulancia se hizo presente en el lugar.

El joven presentaba una grave herida en el lado izquierdo del cuerpo que afectó pulmones y el corazón. Murió pasado el mediodía en el Hospital San Juan Bautista.

El caso fue puesto en conocimiento del fiscal en turno, Miguel Mauvecín, quien comisionó el caso a personal de Investigaciones en un primer momento y ya con el deceso del joven, a la División Homicidios.

Personal de la Judicial Nº2 junto con Homicidios trabajaron en el lugar del hecho, en donde se encontró parte de un cuchillo que fue secuestrado. En paralelo se ordenó el arresto en averiguación del hecho de los amigos de Suárez de apellidos Contreras (25) y Pacheco (29), quienes horas después recuperaron la libertad.

El fiscal ordenó la autopsia, que se realizó pasadas las 16 de ayer. Ésta indicó que el Suárez murió por una falla cardíaca producida por la herida cortante.

En tanto durante la tarde del domingo, personal de Homicidios reunió distintos elementos de pruebas que lograron sindicar a un sospechoso del hecho. Al cierre de esta edición se realizaban allanamientos y su arresto era inminente.

Herido

Por otro lado, otro hombre resultó lesionado tras ser atacado en la vía pública. Alrededor de las 9.30 de ayer personal de la Comisaría Cuarta se hizo presente en la segunda etapa del barrio Hipódromo, donde requerían la presencia policial.

En el lugar se entrevistaron con un hombre de 35 años de apellido Arias, quien manifestó que otro individuo lo había agredido para luego emprender la fuga.

Tras brindarle los primeros auxilios, solicitaron la presencia de médicos del SAME, para la asistencia correspondiente, y luego se lo invitó a denunciar el hecho en el Precinto Judicial N° 4. El caso fue informado al fiscal en turno.

Otro hombre resultó herido en el barrio Santa Marta

En otro hecho ocurrido a la madrugada, un individuo resultó con lesiones cortantes producto de un enfrentamiento. El joven se recupera.

Según lo informaron desde el área de Relaciones Institucionales de la Policía, el hecho sucedió alrededor de las 3.30 en el sur de la ciudad.

A esa hora y por requerimiento del Comando Radioeléctrico, efectivos de la Comisaría Novena se hicieron presentes en la plaza del barrio Santa Marta y constataron que un hombre de apellido Chávez, de 31 años, habría sufrido una herida cortante en la zona intercostal, aparentemente con un arma blanca, por lo que de inmediato le brindaron los primeros auxilios y solicitaron la presencia de profesionales del SAME. Tras asistirlo, el herido fue trasladado al Hospital San Juan Bautista en donde quedó internado fuera de peligro.

Arresto

Minutos después la Policía aprehendió a un joven de apellido Seco, de 22 años, quien sería el supuesto autor del hecho, por lo que fue trasladado a la dependencia policial donde quedó alojado a disposición de la Fiscalía de Instrucción en turno, mientras que sumariantes del Precinto Judicial Nº 9 labraron las actuaciones de rigor.