Durante la mañana del viernes 17 de mayo, el Obispo Diocesano de Catamarca, Mons. Luis Urbanč, quien se encuentra en Roma participando de la Visita Ad Límina Apostolorum, mantuvo una audiencia privada con el Papa Francisco, por espacio de una hora. En la oportunidad, lo invitó personalmente para la clausura del IV Congreso Mariano Nacional, que se realizará del 23 al 26 de abril de 2020 en Catamarca, en el marco del Año Mariano Nacional y el Jubileo por los 400 años de la presencia de la Virgen del Valle entre nosotros. También hablaron sobre la Causa de Beatificación del Venerable Fray Mamerto Esquiú, entre otros temas. El Santo Padre rezó junto a Mons. Urbanč la oración del Año Mariano Nacional, y recibió obsequios, entre ellos un manto de la Virgen del Valle, un prendedor de Fray Mamerto Esquiú y productos regionales.

El Obispo catamarqueño Mons. Luis Urbanč con el Papa Francisco
Foto: Archivo fotográfico de L’Osservatore Romano

Mons. Urbanč comentó que el encuentro “fue lindo, porque me atendió con tranquilidad, estuve una hora con él, fue muy generoso con su tiempo”.

Entre los temas abordados, dijo que “el Papa se interesó mucho por lo de Fray Mamerto Esquiú, quiere que esto salga cuanto antes”, para lo cual prometió que “va a agilizar los trabajos de la Comisión de los Médicos encargada de analizar el supuesto milagro. Ha puesto mucho interés en eso”.

Al destacar el espíritu mariano del Venerable nacido en Piedra Blanca, Mons. Urbanč le manifestó a Francisco que lo relacionara con este aspecto, “porque era muy devoto de la Virgen del Valle y un gran cantor de la Virgen, eso es muy significativo”. Y le expresó el anhelo de esta Iglesia particular y de los fieles devotos del humilde franciscano catamarqueño, que “ojalá para ese evento tan grande, como es la clausura del Congreso Mariano Nacional, que va a reunir a mucha gente y que habrá toda una infraestructura organizada, si todo está en orden, pudiera ser también la beatificación”.

En este sentido declaró que “le hice la invitación personal para que venga. Él nos ha dicho a todos los obispos juntos, y también a mí personalmente, que tiene mucho interés, ojalá que el año que viene pueda venir a la Argentina.

Le manifesté que sería hermoso contar con su presencia, que el pueblo argentino y Catamarca lo esperan para que venga a la clausura del Congreso. Y miraba con ilusión… Él nos ha dicho que ve sus visitas como un desafío pastoral, y nos contó que para este año tiene en agenda varias visitas a algunos países”. También le comentó que tanto en 2017 como en 2018 estuvo en agenda su llegada a la Argentina, pero por distintos motivos no pudo concretarse, y “ahora para el año que viene tiene interés en hacerlo”.

“Le subrayé que el año que viene se cumplen los 500 años de la primera Misa en Argentina, en San Julián; los 400 años de la Arquidiócesis de Buenos Aires; y los 400 años del hallazgo de la Virgen del Valle, con el Congreso, y que si él viniera lo pudiera lanzar como preparación para los 400 años de la Virgen de Luján, que es en el 2030”, apuntó el prelado catamarqueño.

Entrega de obsequios
El Santo Padre recibió de manos de Mons. Urbanč obsequios, entre ellos “le entregué el manto de la Virgen que le mandó la Pastoral de la Niñez, lo recibió con mucho cariño y le dio un beso; luego lo invité a rezar la Oración del Año Mariano. Yo llevaba las estampas, así que ahí nomás se puso los anteojos y rezamos juntos, ‘para que la Virgen nos ayude y usted esté unido al pueblo argentino’, le dije. Estaba muy conmovido y me agradeció que rezáramos juntos”.

Además, depositó en las manos de Francisco un prendedor de Fray Mamerto Esquiú, enviado por el Padre Juan Olmos, párroco de San José, jurisdicción donde se encuentra ubicada la Casa Natal del Padre Esquiú, y Secretario Canciller de la Diócesis de Catamarca.

Entre los regalos no podían faltar los productos regionales, como el dulce de membrillo, nueces, pasas de uva y las nueces confitadas, que el Pontífice agradeció afirmando que “esto es un manjar, gracias, gracias”.

El Obispo de Catamarca dijo que el Papa se comprometió a mandar un mensaje para la apertura del Jubileo y Año Mariano Nacional, que se hará en diciembre de este año.