En la mañana de hoy se produjo un siniestro vial en Ruta Nacional N° 40, altura del km 4.098, en la Quebrada de Belén. 

Según las primeras informaciones, el conductor del rodado conducía en estado de ebriedad por lo que se habría quedado dormido al volante.

Afortunadamente sólo recibió lesiones menores por lo que fue trasladado al Hospital Zonal para su atención.