Como cada 29 de junio, Fiambalá festejó  a su santo patrono San Pedro, la mayor conmemoración religiosa del departamento Tinogasta  donde, la intendenta Roxana Paulón junto a su gabinete y más 15000 fieles se dieron cita para acompañar en estas festividades.

Una gran celebración  se vivió donde los padres Carlos Robledo y Luis Páez  presidieron los actos litúrgicos con celebración de la Santa Misa y continuaron con la procesión que cada año se efectúa con la imagen de San Pedro por las calles de la localidad.

Los puestos de comida y artesanías que se asentaron sobre la avenida Las Américas fueron también los protagonistas para que los fiambalenses disfruten de una verdadera fiesta popular religiosa.

Cabe destacar,  que la iglesia de San Pedro es un monumento histórico nacional, que guarda una rica historia de la imagen, las reliquias que se conservan en el templo y por denominarse «El Santo Caminador», debido a que afirman que cada año deben cambiarle los zapatos porque los mismos se gastan y deben ser reemplazados para esta fecha.