«Me arruiné, péguenme un tiro», gritaba el joven que manejó alcoholizado y perdió el control de la camioneta en la que viajaba con su novia, que murió casi en el acto después de salir despedida tras el impacto con el guard rail. 

Se trata de Julieta Testa, una joven profesora de educación física, hija de Luis Testa, reconocido entrenador de voley de Mendoza. 

En un dramático video de los minutos posteriores al accidente, Sergio Masso, de 20 años, grita desesperadamente junto a la camioneta. «Juli, por favor, mi amor», lanza una y otra vez al darse cuenta que su novia había muerto.

La camioneta estaba volcada, de costado sobre el lado del acompañante. Uno de los jóvenes que filmó el video sostuvo que «venía a las chapas», en referencia a que conducía a gran velocidad.

El accidente se produjo en el Acceso Sur y Alsina, en la ciudad de Guaymallén.

La joven pareja regresaba de una fiesta cuando Masso perdió el control del vehículo. Según constató un médico del servicio de emergencias que se acercó hasta la zona del siniestro, Julieta falleció en el lugar, y en apariencias no llevaba puesto el cinturón de seguridad. El chico, por su parte, sufrió heridas leves y un colapso nervioso al descubrir que su novia había muerto. A tal punto, que según trascendió, intentó tirarse debajo de los autos que por allí pasaban y debió ser retenido por el personal sanitario y la policía.

Un test de alcoholemia practicado a Masso arrojó que tenía 1,42 gramos de alcohol en sangre, dos veces más de lo permitido por la Ley de Tránsito mendocina. 

Imputado 

Anoche, a última hora, se supo que el fiscal Fernando Giunta le impuso una grave imputación a Masso, quien permanece detenido. 

El joven quedó acusado por el grave delito de homicidio simple con dolo eventual (tiene penas de 8 a 25 años de cárcel), y por el momento permanecerá detenido en la comisaría 25 de Guaymallén. Entre las principales pruebas que lo comprometen está el test de alcoholemia. 

Además de la ingesta de alcohol, hay testigos que han declarado y que indican que la camioneta que manejaba el joven iba «muy rápido». La pericia precisa sobre la velocidad demorará algunos días debido a la intervención de peritos de parte. Los daños que presentó el vehículo dieron cuenta de la alta velocidad a la que circulaba. 

El fiscal ahora deberá resolver donde queda alojado Masso, ya que su abogado defensor solicitó detención domiciliaria por el estado en que se encuentra su cliente.