Un adolescente tailandés falleció de un derrame cerebral al pasar una enorme cantidad de horas frente a la computadora y jugar con videojuegos. «Los padres deben ser más estrictos con las horas de juego de sus hijos o podrían terminar como mío», advirtió el padre del chico.

El cuerpo de Piyawat Harikun, de 17 años, fue encontrado en la noche del pasado lunes en la habitación del chico, quien vivia en la ciudad de Udon Thani. Al hallarlo desmayado frente a la computadora, el hombre intentó revivirlo pero su hijo estaba sin vida.

Según informó el sitio Daily Mail, el adolescente murió de un derrame cerebral provocado por las interminables sesiones de juegos en internet.

Eso coincide con el relato de los padres de Harikun, quien aprovechó sus vacaciones escolares desde finales de octubre y sus ratos libres para encerrarse en su habitación a pasar tiempo en la computadora. Detallaron que incluso pasaba toda la noche despierto y que, al amanecer, corría las cortinas y seguía.

Ante la prensa, el padre de Harikun advirtió sobre los peligros de los videojuegos y su adicción: «Los padres deben ser más estrictos con las horas de juego de sus hijos o podrían terminar como el mío».

Fuente Diario Crónica