«Hoy nos encontramos con una imagen que a mí me produjo una tristeza hasta el llanto. Las imágenes que habíamos construido de San Martín, de Belgrano, de Juana Azurduy estaban destrozadas, con las cabezas cortadas. Parecía el resultado de una verdadera batalla. Ese es el odio que aparece en imágenes y nuestra tarea es dejar el odio atrás para ir al amor», afirmó en Radio Del Plata el ministro de Cultura de la Nación, Tristán Bauer.

«Nunca me voy a olvidar cuando con un helicóptero buscamos la periferia de la ciudad con (Oscar) Parrilli para buscar un lugar para hacer nuestro centro recreativo tecnológico. Un verdadero lugar para la cultura popular», rememoró el funcionario.

Bauer sostuvo que la única alternativa ahora es ir por el camino del amor en busca de la reconstrucción nacional sin olvidar el pasado, pero sin vivir en él. «Atahualpa Yupanqui decía ´en nosotros nuestros muertos para que nada quede atrás´», sostuvo Bauer.