Los habitantes de Australia, Nueva Zelanda, Kiribati y Samoa, han sido los primeros países en recibir el año 2020.

Kiribati y Samoa, con una población combinada de algo más de 300.000 habitantes, saludaron el Año Nuevo a las 10.00 GMT y entraron así en el 1 de enero.

Los siguientes en recibir el 2020 son los habitantes de la isla neozelandesa de Chatham, situada unos 680 kilómetros al sureste de las principales islas de ese país. El resto de los habitantes de Nueva Zelanda y la población de Fiyi y Tonga han estrenado el año minutos después.

Nueva Zelanda recibe el 2020 con fuegos artificiales, espectáculos de láser y música en la capital y en Auckland, la ciudad más poblada del país, donde el Año Nuevo congrega a miles de personas en la emblemática Sky Tower, un edificio de 328 metros de altura.

Australia ha sido el siguiente en recibir el 2020, aunque este año ha cancelado los espectáculos pirotécnicos en la capital y otras ciudades debido a los incendios forestales que arden principalmente en el sureste. Al menos doce personas han muerto y más de 3 millones de hectáreas se han quemado en los fuegos, que comenzaron el pasado julio.

No obstante, Sídney, la mayor ciudad del país, sí ha recibido el año con fuegos artificiales, a pesar de más de 280.000 personas han pedido su cancelación en todo el país debido a los incendios.

Después serán Japón y Corea del Sur, los países del Sudeste Asiático los que disfruten de los primeros minutos del 2020.

Fuente La Union Digital