En el marco de la expansión del coronavirus, detenidos en las cárceles de todo el país exigieron medidas sanitarias para garantizar su salud, acompañadas en muchos casos de pedidos de prisión domiciliaria para evitar las condiciones de hacinamiento y precarización en la que vive la población carcelaria.

Al respecto, varios dirigentes políticos se manifestaron en contra de la «liberación» de presidiarios.

En medio de la crisis carcelaria se fugaron 5 presos

La presidenta del PRO, Patricia Bullrich, reiteró que no cree que «la solución sea liberar presos peligrosos» e insistió en que «los presos tienen que estar presos», en relación al debate sobre eventuales liberaciones y arrestos domiciliarios de personas privadas de su libertad, ante la pandemia de coronavirus.

«No creemos que sea la solución liberar presos peligrosos. Los presos tienen que estar presos. Tienen que estar en donde su condena dicta, por delitos que cometieron», dijo hoy Bullrich en declaraciones a radio Metro.Tienen que estar en donde su condena dicta, por delitos que cometieron» (Patricia Bullrich).

En ese marco, la dirigente afirmó que «habrá que generar condiciones concretas de salud, pero los presos tienen que estar presos, sino entramos en el mundo del revés y aprovechamos estas circunstancias, como vimos en una serie de audios, donde han dicho desde la Comisión de la Memoria, que quieren liberar hasta el último preso».

«Nosotros en cuatro años de gestión recuperamos 10.000 asesinos y violadores que estaban en la calle y los volvimos a meter adentro para que no sean un peligro para la sociedad, y ahora los vuelven a liberar a todos», cuestionó la ex ministra de Seguridad.

Otro de los miembros de la oposición que salió a manifestarse públicamente al respecto es el ex candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio Miguel Ángel Pichetto, quien consideró que a los presos «se los deja en la cárcel» y afirmó que la liberación de detenidos ante la pandemia de coronavirus «es una burla al sistema».

«Lo único que funciona (del Poder Judicial) son los jueces de ejecución penal dejando libres a los presos. Aprovecharon a estar de feria durante esta crisis para liberar delincuentes», sostuvo el ex senador nacional.Si hay alguno que tiene algún problema de salud, se lo deriva al hospital penitenciario» (Miguel Ángel Ritondo).

En declaraciones radiales, el dirigente peronista remarcó que a los detenidos «se los deja en la cárcel» y añadió: «Si hay alguno que tiene algún problema de salud, se lo deriva al hospital penitenciario. Se testea, se identifica a la persona que tiene problemas».

En tanto, el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, dijo que la liberación masiva de presos sería algo irresponsable y sostuvo que entiende que las cárceles estén superpobladas «pero ninguno de los que están ahí llegó sacando un boleto fortuito». Yo no creo que se liberen masivamente presos, no creo que se cometa esa irresponsabilidad» (Sergio Berni).

«Yo no creo que se liberen masivamente presos, no creo que se cometa esa irresponsabilidad», afirmó Berni en diálogo con Radio Rivadavia.

«Todos entendemos y apoyamos las políticas de derechos humanos y todos sabemos que las cárceles están superpobladas pero ninguno de los que está ahí es porque sacó un boleto fortuito», agregó.

«La Justicia debe explorar otras alternativas y liberar porque simplemente se pueden contagiar coronavirus es un error, debido a que eso es algo que me puede pasar a mí o a un médico que está en una terapia intensiva, que tiene mucha más chances de contagiarse y sin embargo no deja de hacer su trabajo», completó.

Otro de los que se manifestó al respecto fue el secretario de la Comisión Provincial por la Memoria (CPM), Roberto Cipriano García, quien subrayó que «no hay ninguna campaña para liberar detenidos» y remarcó que quiere que «se cumpla con el Estado de Derecho»

«Estamos planteando lo mismo que siempre. No hay ninguna campaña para liberar detenidos. No ponemos en peligro a la sociedad. Queremos que se cumpla con el Estado de Derecho», sostuvo el abogado.No hay ninguna campaña para liberar detenidos» (Roberto Cipriano García).

En diálogo con Radio Rivadavia, el ex director del Comité contra la Tortura de la CPM precisó que «hay aproximadamente 3 mil personas que están enfermas graves en la cárcel sin asistencia».

«Los porcentajes de contagio dentro de las cárceles son 10 veces más que las personas que están en libertad», advirtió el letrado.