El Hospital Carlos Van Buren de Valparaíso alertó del colapso de su morgue debido al aumento de fallecidos por coronavirus, que según informaron las autoridades sanitarias chilenas fue de 17 personas el pasado domingo. Además, la región tiene el 98 por ciento de las camas de terapia intensiva ocupadas por el incremento de los casos registrados durante la segunda ola. Mientras tanto, el 70 por ciento de la población del país está en cuarentena. 

«Colapsó la morgue y lamentablemente se habilitaron pasillos (…) tenemos nueve cadáveres de personas que fallecieron por covid-19», explicó a la prensa local el dirigente de la Federación Nacional de Trabajadores de la Salud de Valparaíso, Aron Neira.

Al ver superada la capacidad de almacenamiento de los cuerpos, el hospital dejó a los difuntos en un sector cerrado de sus instalaciones, «manteniendo las condiciones sanitarias y de dignidad de los fallecidos».

Asimismo, los directivos del hospital llamaron a un camión refrigerado con capacidad para almacenar 12 cuerpos, para aliviar la carga de la morgue.

«El viernes en la tarde noche hubo más fallecidos de los que tenía capacidad esta morgue, de la cual van saliendo todos los días fallecidos que son entregados a sus familiares», dijo a la prensa el director del Servicio de Salud de Valparaíso-San Antonio (SSVSA). Eugenio de la Cerda.

«Este fin de semana que tuvimos cierre total de actividades (por el endurecimiento de la cuarentena) los cementerios ni siquiera atendieron y eso generó un taco (atasco) en la salida de los fallecidos», agregó.

Respecto a la fotografía que circuló por medios de comunicación en la que se veían varios cadáveres, tapados y en sus camillas, en un pasillo del hospital, De la Cerda indicó que se trata de un lugar que se habilitó anexo a la morgue con todas las medidas necesarias para ello.

Esta no es la primera vez que Chile sufre un colapso similar. Según Raúl Delgadillo, dirigente de la Federación Nacional de Trabajadores de la Salud (Fenats) de Valparaíso, en septiembre de 2020 también se necesitó de un camión refrigerado por falta de espacio en la morgue del hospital.

«Lo que pasa que hay que cumplir con la refrigeración, que esté bien, y todo eso es un tiempo de demora y afectan a los tiempos pero la verdad es que la respuesta del hospital ha sido rápida», afirmó Delgadillo.

La región de Valparaíso, la segunda más poblada del país, rompió este domingo su record de contagios diarios por covid-19, detectándose 880 nuevos casos en las últimas 24 horas y alcanzando un total de 1.835 decesos desde el inicio de la pandemia.

Asimismo, el Secretario Regional Ministerial de Salud, Georg Hubner informó que la capacidad hospitalaria de la región en cuanto a camas de unidades de cuidados intensivos se encuentra ocupada en un 98 por ciento.

Chile se ve gravemente afectado por la segunda ola de la pandemia y, a pesar de estar avanzando con la campaña de vacunación, el presidente Sebastián Piñera decidió decretar un nuevo confinamiento que empezó el jueves pasado y que afectó al 70 por ciento de la población. El objetivo del gobierno es detener la circulación de las nuevas variantes del virus para poder inmunizar al pueblo chileno.

Fuente El Ancasti Digital

Artículo anteriorMurió un docente por coronavirus en Buenos Aires y convocan a un paro
Artículo siguienteCatamarca recibirá 2.200 dosis de la vacuna Oxford- AstraZeneca del fondo COVAX