La intendenta Roxana junto a vecinas y vecinos y su equipo de trabajo hizo entrega de mejoras habitacionales.

Nuestro vecino Francisco «Lalo» Carrizo, cuenta nuevamente con su aserradero y nuevas herramientas. El carpintero había perdido su emprendimiento a raíz de un incendio que produjo daños irreparables. Desde el Municipio se brindó el personal, materiales y herramientas para reconstruir su taller.

Además, la intendenta hizo entrega de una ampliación y mejoramiento de frente de su vivienda a la vecina Laura Perea.

Roxana agradeció al personal obrero por su esfuerzo durante el año, que ha permitido concretar este tipo de obras que tanto nos enorgullecen.

Artículo anteriorSe inauguró la perforación de agua potable de B° 100 viviendas
Artículo siguienteFiambalá, nuevos beneficiarios de la caja de crédito municipal